sábado, 15 de noviembre de 2008

La historia del Pequeño Hu y el diente travieso.


Un día el pequeño Hu se despertó sobresaltado : ¡ Le dolía un diente! Con mucho cuidado se miró en el espejo y empezó a tocar uno por uno sus dentecillos blancos.


-Ahhhhhhhhh gritó Hu. Parece ser que lo había encontrado. Estaba situado en la parte inferior de su boca más o menos por el centro. ¡El dientecito era muy travieso, se movía e incluso giraba! ¿ Qué haría ahora? se preguntó Hu. Durante un largo tiempo Hu estuvo pensando en la solución a su problema hasta que ... Siii , estaba claro le preguntaría al señor Yang.


El señor Yang era el sabio más sabio de la región ,después de la señora luna, por supuesto, y nadie mejor que él le podría decir que hacer con este diente travieso. Así que se dirigió sin pensarlo hacia el puente de bambú donde Yang vivía en una casita pequeña. Este puente era muy conocido y valorado por todos los niños del lugar ya que era aquí donde los niños esperaban la llegada de sus nuevos papas.


Al llegar el pequeño Hu se llevo una grata sorpresa al ver que en el puente estaba sentada la pequeña Julia.


Juliaaaaaaaa grito Hu.


-Hola pequeño Hu - le saludo atentamente Julia - ¿ Qué haces por aquí?


- He venido a ver al señor Yang porque tengo un un diente travieso que no para de moverse. Y no sé que debo hacer con él.


-jejejej se reía Julia mientras se tapaba la boquita con la mano. Yo también tuve un diente travieso pero ahora ya no lo tengo - le dijo mostrándole el huequecillo en su boca.


¡Anda!!! ¿Qué has hecho con tu diente Julia?


- Pues lo deje al pie de mi cama como me enseñó el señor Yang .


-¿Al pie de tu cama y para qué? preguntó extrañado Hu


- Me lo dijo el señor Yang. El tiene un libro donde te enseña que todos los días , en cualquier parte del mundo a los niños se le caen los dientes y que en cada una de ellas los niños siguen unas tradiciones con el fin de que el nuevo diente crezca rápido.


- Oh que interesante. ¿y entonces en China que tenemos que hacer?


- Pues en China según el señor Yang debemos poner el diente de arriba al pie de la cama y el diente de abajo en el tejado de la casa . Yang dice que así el diente nuevo crecerá más rápido. Pero sabes que?


- ¿Qué Julia?


-Que existen otras tradiciones muy extrañas por el mundo. En Estados Unidos los niños ponen los dientes debajo de la almohada y una hada mágica les trae dinero.


-¿ Un Hada?


-Si, si y también hay un ratoncito que se llama Perez en España que hace lo mismo pero es raro porque en Colombia se llama Miguelito.


-¿ Y en África? ¿ Sabes que hacen en África?


-Pues en Botswana los niños tiran sus dientes al tejado y cantan "Señora luna , por favor enviame un diente nuevo" o en Mali los niños tiran los dientes a las gallinas para que a la mañana siguiente sus mamas se encuentren con una gallina bien gordita y puedan hacer sopa de gallina jeje


En ese momento y sin que ninguno de los dos se diese cuenta el diente travieso del pequeño Hu cayó al suelo....


-Mira Hu -le dijo Julia es tu diente, corre tenemos que ponerlo en el tejado de la casa de la alegría. no querrás que te vea tu mama así verdad? jejeje


Los dos niños corrieron hacia la casa de la alegría agarrados de la mano. A la distancia se les podía oir hablando:
- ¿ Que hacías en el puente de bambú Julia?
-Le decía a mi mama Iolanda que no se preocupara que muy pronto estaríamos juntas....
*********************************************************************
Las tradiciones las he sacado del cuento"Throw your tooth on the roof" by Selby B.Beeler

4 comentarios:

mar dijo...

¡Qué curioso! Gracias, Rocío
Mar

IOLANDA dijo...

Ohhhhhhhhhhhhhhhhhh, Rocío, me he emocionado muchisimo al ver que la amiguita del pequeño hu, era mi pequeña Julia, que bonito, muchas gracias, y encima hasta salgo yo!!! jjajajajajaja, es precioso!!!! un beso

Silvia y Mario dijo...

¡Tía Rocioooooooooooooo! ¡Que ha llegado tu deseo para nuestro peque! ¡Y es precioso! Millones de gracias.

Un abrazo fuerte

PILI dijo...

Rocío, es precioso!! Me lo he leído mil veces!!! Qué bien escribes, me encanta la manera como has intercalado las diferentes tradiciones...eres una maestra del cuento infatil...

Un beso cariño!!!